miércoles, 8 de octubre de 2014

Morales-Massa: los radicales son los únicos animales "políticos" que tropiezan dos veces con la misma piedra

El senador radical jujeño, Gerardo Morales junto a Ernesto Sanz (se acabó), y un grupito que los sigue, son fieles exponentes de la UCR reaccionaria, derechista, insustancial, sin propuestas concretas y que basa su actividad ¿política? y de campaña en cuestionar todo cuanto proponga el Gobierno de la derecha más lúcida que ha dado el pejotismo contemporáneo, el kirchnerismo. Lo de este ala cavernícola del centenario partido es algo así como una suerte de "Carriotismo" de traje y corbata pero sin tanto Alpláx en las venas. Ya el hijo del presidente que decía que si la sociedad se volvía conservadora y derechista, el partido de Yrigoyen tendría que prepararse para perder votos, pero nunca para seguir ese camino nefasto, hizo un "acuerdo" parecido al desaguisdo de Morales y Massa, junto al empresario menemista Francisco De Narváez, nos referimos al mal imitador de papá, Ricardito, y como todos sabemos... así le fue... como el orto!!!!. Parece que estos neandertal no aprenden y repiten la receta venenosa que le suma puntos al Cristinismo. Si dudas el mediático vagodiputado y señor feudal del narcoestado libre asociado del Tigre cree que con esta jugada le quita votos al líder del partido vecinal, Mauricio Macri, y por su parte, los discutidores de bancada como Morales estimarán que este mamarracho les puede dar una "nueva" imagen de "aperturista" y "moderado". Si el viejo Leandro N. Alem los viera coqueteando con el PRO y el Frente ¿Renovador? seguramente los cagaría a trompadas, sin dudas!. Nadie entiende todavía como el jujeño dijo en este encuentro macabro que cree que "Sergio" será presidente y él gobernador de Jujuy... ¿qué están consumiendo estos muchachos?. Parece que la miopía de esta gente es gravísima. Encima el Alzheimer les comió el coco y olvidaron que fueron ellos los primeros en apoyar, y después de la aberrante derrota, despegarse y salir a acribillar al elemental Ricardo Alfonsín por haberse aliado a lo peor de la derecha retrograda del "peronismo". Además muchachos!... lectura política de manual!... Massita ganó una elección de medio térmimo como el Colorado Nefasto contra Kirchner pero por como viene la mano corre el riesgo de diluirse como el viejo Pancho. Quien hoy anda por ahí dando lástima, negociando con Scioli, después peleándose y buscando como juntar las migajas de su olvidado y alpedístico triunfo. La semana pasada el sanrafaelino Sanz lanzó su precandidatura presidencial por el espacio des-UNEN en un Luna Park, algo que fue digno de Groucho Marx. Con muy poca gente y con caras de un pasado olvidable que retrotajo a más de uno a ese segmento final del alfonsinismo entre la hiperinflación, el golpe de mercado, la avanzada menemista y la impotencia. Estaban allí los mariscales de todas las derrotas radicales, Marcelo Stubrin, Freddy Storani, Roberto Terragno, el "Monje Negro" de la Coordinadora Radical y dueño de la explotadora y negrera Radio Rivadavia, Enrique "Coti" Nosiglia, y para rematar, otra vez como jefe de campaña del mendocino, nada más y nada menos que el fugaz ministro de economía de la salida trágica del hombre de Cháscomús en el '89, Jesús Rodríguez. Un tren fantasma que para colmo de males tuvo en primera fila a la pitonisa chaqueña de Barrio Norte, "Lilita" Carrió, otra macrista vergonzante. Como verán, este rejuntado de la perdición salió decidido a hacer campaña por el candidato que se le ocurra apuntar a la doctora CFK, quien mientras mira de reojo todo este camabalache sigue su raid de anuncios históricos y pelea épica contra los fondos buitres y el Imperio... Ella, con todas sus virtudes y miserias pareciera estar para el bronce del imaginario popular, mientras esta muchachada permanece en el chiquitaje y la mezquindad de seguir apuntalando caciques y restando votos para una oposición que cada vez está más confundida.  

1 comentario:

Mastrángelo dijo...

Llegué a este blog gracias al de Carrasco, y compruebo que tenía razón: es de una lucidez impecable. Y además, no está infestado de trolls. Aún. O está muy bien moderado.
Por lejos, la mejor oposición crítica está en un puñado de bloggers. Pocas cosas me dan más rechazo que el oposicionismo de red social, casi casi tanto como 678 o símil.

Como sea, y dentro de mis serios límites para el análisis político, no voy a decir nada del gobierno, ya que para mí es como hablar de un moribundo pero con poder de firma... le alcanzan un libro de actas y conectado y todo, manda el gancho y te la pone. En fin.

Pero el radicalismo... por favor, manga de perdedores, viejos chotos con olor a naftalina en el orto, patéticos, anacrónicos, inútiles, fracasados, reaccionarios, teóricos de la nada misma. Compararía a la UCR con Ferro o Platense si no fuera por la sangre que corrió.
Perdón por la levedad, lo naif, pero ¿saben los que ejercen/ejercieron el poder que sus decisiones afectan vidas enteras?

Un saludo, tal vez no comente siempre, pero que lo leo, lo leo.